Rueda Volandera

Rueda Volandera de Portu Errota

En estas fotografías se puede observar la piedra volandera, móvil supuerior, en su situación habitual. Las dimensiones de la piedra son de 125 cm. de diámetro y su espesor es de 17 cm. en su parte exterior y de 21 cm en su parte central. En las fotografías se puede apreciar claramente esta forma. La cara inferior no es completamente plana, sino que presenta una curvatura con una diferencia máxima de 1 cm. entre el exterior y el centro de la piedra.

Los dibujos que presenta son curvados, del mismo estilo que el que se puede apreciar en la fotografía de la piedra solera.

Los principales detalles que se pueden observar son: taco de madera, sujección al eje, escape de harina y mecanismos de apertura de la compuerta y elevacion del eje.

Taco de madera

La función de este taco, situado en la parte superior de la piedra, consiste en golpear al paso de cada vuelta al sistema de dosificación del grano.

Sujección al eje

En el centro de la piedra se puede observar como asoma el eje que se acopla a la rueda por medio de un hierro curvado incrustado en el agujero central. A través de este sencillo mecanismo es como se transmite la rotación del eje a la piedra

Evacuación de la harina

El proceso de la molienda consiste en que los granos entran por el centro de la piedra, y mediente el roce de las piedras salga al exterior de la piedra. Cuando toda la circunferencia de la piedra, junto con el guardapolvos, se llena de harina ésta sale evacuada por la trampilla de color gris que aparece en el centro de la base del molino.
Junto a la salida de la harina se puede apreciar un orificio, en la piedra superior, que sirve para introducir los pinchos de enganche del pescante para el desmontaje del molino.

Mecanismos de apertura de compuerta y elevación del eje

En la parte inferior derecha de la fotografía se puede apreciar en primer término el palo que permite la apertura y cierre de la compuerta del molino. Detrás de él se puede apreciar el tornillo que permite subir o bajar el eje, y con él la piedra volandera. Cuanto más elevado está el eje las piedras están más separadas, con lo que aumenta la velocidad de rotación y a su vez disminuye la calidad de la harina ya que ésta es menos fina. Cuando el eje está en la posición más baja, reposo, el molino queda completamente frenado, quedando la piedra volantera descansando sobre la solera en vez de ser soportada por el eje.

Rueda Volandera de Portu Errota